Entretenimiento

¿Qué dijo Fred Durst en Woodstock ’99? El líder de Limp Bizkit ha sido culpado por un evento desastroso

El verdadero crimen a menudo abarca asesinos en serie, secuestros, fraudes y más, pero rara vez pensamos en festivales de música que salen mal. Sin embargo, cuando se trata de Woodstock ’99, el festival del 30 aniversario es sinónimo de muerte, destrucción y agresión sexual. Ahora, la serie de 3 partes de Netflix Trainwreck: Woodstock ’99 investiga esto. Era lo opuesto a la paz y el amor que tanto recordaban al Festival de Música de Woodstock original en el verano del 69. Y a menudo se culpa a Fred Durst.

Fred Durst es el cantante principal de la banda de nu-rock Limp Bizkit, que realizó un set en Woodstock ’99. El último día del festival, el día después del set de Limp Bizkit, provocó más disturbios, saqueos, violaciones y varias muertes entre los asistentes al festival. Muchos señalarían con el dedo a Fred Durst y Limp Bizkit. De hecho, en los últimos años, el promotor del festival, John Scher, ha culpado notoriamente a Fred y a la banda por el peligro del festival. Pero, ¿qué dijo exactamente Fred que supuestamente llevó a Woodstock ’99 al caos?

Fuente: Netflix

Fred Durst con su banda Limp Bizkit en Woodstock ’99

Fred Durst no dijo necesariamente nada que causara la destrucción definitiva de Woodstock ’99.

A menudo hay un debate de causalidad/correlación detrás de la actuación de Limp Bizkit en Woodstock ’99 y el caos final que siguió. Sin embargo, Fred afirma que Limp Bizkit no pudo haber incitado a la mayoría de los saqueos, disturbios y crímenes, principalmente porque los más violentos en realidad tuvieron lugar el día después de su actuación. Sin embargo, el sábado, durante la presentación de Limp Bizkit, Fred Durst dijo una serie de cosas que podrían haberse malinterpretado.

Fuente: Netflix

Woodstock ’99 crowdsurfing en paneles de madera

Para aquellos que no están familiarizados con la música de Limp Bizkit, es ruidosa, agresiva y algo violenta, como muchas bandas populares de los años 90. La canción que, según John Scher, incitó a la multitud es «Break Stuff» de Limp Bizkit, que contiene la letra: «Realmente no sabes por qué, pero quieres justificar arrancarle la cabeza a alguien».

¡Pero este es el punto de la música! Deje que nuestra agresión salga a la luz de forma segura en la música en lugar de hacerlo realmente. La perspectiva de John solo alimenta un miedo general al metal, los gritos y el rap hardcore.

Durante el set de Limp Bizkit, claramente hubo algo de acoso sexual (captado por la cámara), que fue moneda corriente durante todo el festival. Entre la sobreventa de entradas del festival con 400.000 asistentes, la ola de calor, los altos precios del agua y la falta de baños, era seguro que descendería a una especie de locura con o sin Limp Bizkit. Como cualquier cantante principal carismático, Fred animó a su audiencia a enloquecer, y ciertamente lo hicieron. Pero también predicó la positividad.

Fuente: Netflix

Aficionados en Woodstock ’99

En un momento, Fred le dijo a la audiencia: “Ya dejamos salir toda la energía negativa. Es hora de traer algo de energía positiva a este hijo de puta”. Reflexionando sobre esto más adelante, Fred explicó en 2012: «No creo [the crowd] entendido lo que quise decir. Está bien, deshagámonos de toda esa energía negativa para que podamos traer algo positivo. Eso significa comenzar a saltar, saltar y cantar. No significa empezar a violar y quemar el lugar”.

Limp Bizkit y Fred Durst podrían haber contribuido a causar algo de violencia, pero la verdadera culpa es de los productores de Woodstock ’99.

Claro, cualquiera puede culpar a la música heavy metal por la violencia, pero eso se parece mucho a un chivo expiatorio. ¿Quién contrató a todas estas bandas de metal? Bueno, nada menos que John Scher y Michael Lang, quienes en los últimos años han culpado de la violencia a Fred. El cantante principal de Korn, Jonathan Davis, le dijo a The Ringer en 2019 para su serie de podcasts sobre el festival: “No creo que los disturbios debieron haber ocurrido, punto. Esas fueron algunas tonterías. Pero creo que se culpa a Bizkit porque eran la banda pesada. Éramos los forajidos en ese momento. No creo que haya sido culpa de ellos”.

Fuente: Netflix

Los asistentes al festival se suben a un andamio en Woodstock»99

Por otro lado, algunos relatos de primera mano del set de Limp Bizkit muestran que hubo algo de violencia definida durante su set. “Vi el set de Limp Bizkit”, dijo el reportero de Sonicnet Brian Hiatt a The Ringer en 2019.

Continuó: “Fred Durst, sin un gran momento de juicio, básicamente le dijo a la multitud que rompiera, lo cual hicieron, y arrancaron pedazos de una torre de sonido y estaban surfeando sobre ellos. Luego fui a la carpa médica y vi a niños llorando que habían resultado heridos en el mosh pit y hablé con el personal médico que estaba abrumado con niños heridos en algunos de los mosh pits más locos de la historia. Tenían niños que iban a la carpa médica y les decían a los médicos: ‘Tienen que detener el programa, esto es lo más aterrador que he visto en mi vida’”.

Fuente: Netflix

Woodstock ’99 vista de pájaro

Si bien eso no es bueno, no se puede culpar por completo a lo que Fred dijo e hizo. De hecho, Limp Bizkit comenzó a tocar números más lentos para que la multitud volviera a sí mismos, según Rob Sheffield, periodista de Rolling Stone. “[Fred] dijo: ‘Ahora queremos traer la positividad’, y luego hicieron ‘Nookie’. Y tocaron ‘Faith’ de George Michael, que también fue una gran jam de festival; todos conocían la letra de esa”, dijo a The Ringer en 2019.

Ahora, Fred defiende el hecho de que Limp Bizkit no tiene la culpa de la violencia que descendió sobre Woodstock ’99. “Limp Bizkit es un blanco fácil, así que adelante”, dijo Fred a Variety en 2019. “Es fácil señalar con el dedo y culpar [us], pero nos contrataron por lo que hacemos, y todo lo que hicimos es lo que hacemos. Giraría el dedo y señalaría a las personas que nos contrataron”.

Trainwreck: Woodstock ’99 está disponible para transmitir en Netflix el 3 de agosto de 2022.

Oliver Barker

Nació en Bristol y se crió en Southampton. Tiene una licenciatura en Contabilidad y Economía y una maestría en Finanzas y Economía de la Universidad de Southampton. Tiene 34 años y vive en Midanbury, Southampton.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba